TodoMotos.pe


¿Atravesar el continente en una moto de 150 cc? Sí, es posible

Hay historias que inspiran, y esta es una de ellas. A priori puede parecer una locura, pero esta avezada pareja de moteros se han propuesto atravesar el continente americano de Guatemala hasta Brasil a bordo de unas motos de baja cilindrada. En su paso por Perú nos cuentan su experiencia.

Perú1

Se llaman Will y Myriam, él guatemalteco y ella francesa. Hasta ahora ya han recorrido más de 16.000 kilómetros. Se dice pronto, ¿eh? Ambos llevan 7 meses en la ruta atravesando 10 países a su paso. Han recorrido México, Guatemala, El Salvador, Honduras, Nicaragua, Costa Rica, Panamá, Colombia, Ecuador y ahora Perú.

El reto, que comenzó en la ciudad de Quetzaltenango (Guatemala), tiene como destino final Brasil, donde esperan llegar dentro de otros nueve meses de viaje. Para lograrlo cuentan con dos motos Boxer BM de 150 cc.

paquete para medios

“Es una experiencia que cualquiera puede tener sin importar el tamaño del vehículo, solo se necesita determinación, planeación, organización y un poco de locura”, explican. Para motivar a otras personas a animarse a hacer ese viaje que siempre han soñado y para ofrecer tips útiles a otros viajeros, han ido acumulando sus vivencias, experiencias y consejos en la web “Porque la vida es un viaje”. Sin duda es una aventura que merece ser contada.

La Vida es un Viaje 4

¿Cómo empezó todo?

Will,motero, estaba deseando viajar por América Latina a dos ruedas, así que se lo propuso a Myriam, quien no tenía ninguna experiencia con motocicletas. De hecho nunca antes había conducido una. Aún así, aceptó pues se define como una persona decidida a conocerse a sí misma y al mundo.

Una vez tomada la decisión solo les quedó planear, organizar y comprar unas motos que se adaptaran a lo que buscaban. Ambos se decidieron por una motocicleta Boxer BM 150 por diversos motivos como su maniobrabilidad, buen precio, rendimiento y sencillo mantenimiento.

La Vida es un Viaje

Y reconocen que no se arrepienten de la decisión tomada pues, a pesar de tratarse de motos de baja cilindrada, les han resultado unas resistentes acompañantes para su viaje.

En su viaje coincidieron en Ecuador durante el terremoto. Pueden decir que son supervivientes ya que estuvieron en la ciudad de Manta. Señalan que fueron días difíciles junto a la familia que los recibió y esperan que la situación pronto mejore para los habitantes de la región. “Esta experiencia nos reafirmó en el deseo de viajes y aventuras, no dar las cosas por sentado”.

Trámites, papeleo, diferente reglamentación en cada país son algunos de los obstáculos que han tenido que superar. El punto positivo; según los viajeros es común encontrarse con grupos de fanáticos a las motocicletas que siempre están dispuestos a ayudar, ya sea con información, hospedaje, comida o como guías turísticos en la ciudad donde se encuentren, lo que les ha permitido salir de más de un aprieto.

La Vida es un Viaje 0

Una guía práctica para viajeros

Toda la información y experiencias que han recogido a lo largo del viaje, las consignan en su página web www.porquelavidaesunviaje.com, que esperan que sirva a los viajeros como una guía práctica para sus viajes por los diferentes países y ciudades que han conocido.

“Con esta web queremos evidenciar que sí se puede viajar en una moto pequeña y, de paso, hacerle más fácil la etapa de planeación a los moteros aficionados que desean crear su propia historia, ya sea en una moto de alto cilindraje o en una como nuestras Bóxer BM 150” dijo Will.

La Vida es un Viaje 1

Llegaron al Perú el pasado miércoles y se quedarán por algunas semanas, en las que esperan conocer las riquezas de nuestra historia, gastronomía, arquitectura, playas, ruinas y paisajes.

Esperando llenar su memoria de muchas cosas más que lugares exóticos o atractivos, pues lo que ellos buscan son historias locas, encuentros improbables, comidas raras, situaciones cómicas y mucho más.

La Vida es un Viaje 2

Finalmente, estos dos viajeros invitan a los aficionados de las motos en el Perú a que salgan a las carreteras y lleguen a donde siempre han querido. Para ellos, además de la buena condición técnico-mecánica del vehículo, lo fundamental es tener una actitud positiva y confiar en las personas de la ruta, pues aseguran que a lo largo del camino descubrirán que hay una gran hermandad en la comunidad de aficionados a los viajes en motocicletas.

“Esta será una experiencia que los enriquecerá como personas, conocerán otras culturas y crecerán como amantes de las motos”, aseguran los viajeros de la BM150.